Qué actividades se puede hacer en un barco de alquiler

Navegar y pasar las vacaciones a bordo de un barco de alquiler en el destino que más te apetezca ya es, en sí mismo, una gran actividad recreativa. Te aseguramos que no te vas a aburrir ya que es una experiencia única. El simple hecho de recorrer en velero o catamarán las calas y playas de parajes naturales como Mallorca, Ibiza, Split o el Golfo Sarónico, os va ofrecer grandes momentos y una completa aventura. En Boatjump os vamos a contar qué actividades se puede hacer en un barco de alquiler para que encontréis momentos de entretenimiento para todos los gustos.

entretenimiento en barco

9 entretenimientos de los que disfrutar en un barco

Alquilar un barco es una experiencia de disfrute asegurado las 24 horas del día. A bordo de un barco la vida no se percibe igual. Hay detalles que hacen que sea diferente: la brisa del mar, el silencio, la facilidad de desconexión, la privacidad e, incluso, las actividades que puedes hacer. De lo que estamos seguros es que disfrutarás cada instante. Ahora te contamos qué actividades se puede hacer en un barco:

  • Deportes acuáticos: es una de las prácticas favoritas para muchas personas que aprovechan su estancia en el mar para hacer aquellos deportes que más les gusta o probar uno nuevo: desde kayak, canoa, snorkel o paddel surf (deportes más relajados) a esquí acuático, submarinismo o wakeboard. Si lo que os apetece es una buena dosis de adrenalina, los deportes acuáticos son el gran aliado en este tipo de aventuras.
  • Hobbies: ¿qué te gusta hacer en tu vida cotidiana? Tanto si te gusta leer como pinchar música, vas a poder hacerlo en el barco. Lo más emocionante es que el entorno cambia y te brinda una manera diferente de disfrutar de tus hobbies.
  • Juegos de mesa: si a ti y a tu grupo os gusta jugar, os podéis llevar juegos de mesa y disfrutar de ellos durante las horas de navegación.
  • Nadar: alquilar un barco te permite llegar a rincones que quizá ni habías imaginado, a espacios naturales que no podrías llegar de otra manera. Te permite sumergirte en aguas cristalinas y turquesas y ojear la rica fauna que vive en las profundidades. Es una gran experiencia.

Practica deportes acuáticos a bordo

  • Cocinar a bordo: a muchas personas les apasiona la cocina, ¿eres una de ellas? Una gran idea es comprar comida local y prepararla en el barco. La cocina de tu velero y/o catamarán es muy similar a la de casa. Evidentemente más reducida, pero no va a ser un impedimento a la hora de cocinar. Te recomendamos que prepares un listado previo para hacer la compra y suministrar el barco de todo lo imprescindible.
  • Explorar: navega con un rumbo, pero déjate sorprender. Puedes bajar del barco y descubrir la cultura, la historia y la gastronomía local. Esta es una de las mejores actividades que se puede hacer en un barco.
  • Aperitivo: la hora del aperitivo es uno de los mejores momentos del día. Es ese momento, previo a la comida o la cena, en el que sentarse en torno a la mesa y entablar conversación con el resto de tripulantes mientras picas algo. Es el momento perfecto para recordar anécdotas y compartirlas.

Disfrutar a bordo

  • Relájate: disfrutar de la brisa marina, contemplar los espectaculares amaneceres y atardeceres que os ofrecerá la navegación, respirar aire puro… Esto es, sin duda, un lujo necesario.
  • Fiesta: en un barco también te puedes divertir. Pon la música que más te gusta y baila mientras se esconde el sol.

Actividades a bordo para niños

Niños a bordo

Cada vez son más las familias que eligen alquilar un barco en sus vacaciones. Esta es una gran opción para disfrutar con los niños/as y brindarles una experiencia emocionante. Los pequeños de las casa sí necesitan mantenerse más entretenidos, por ello, os recomendamos que tengáis en cuenta estos consejos para que disfruten al máximo de la travesía.

  • Mientras navegáis, es posible que ellos se encuentren activos y con ganas de hacer cosas. Cuando prepares el equipaje, no olvides meter en la maleta algunos juegos como cartas, puzzles, algún libro para colorear y dibujar, manualidades, cuentos y aquello con lo que tanto le guste jugar, así se sentirá como en casa.
  • Además, podéis darle rienda suelta a la imaginación e inventar juegos que tengan que ver con encontrar tesoros en el barco e incluso algún disfraz de pirata o marinero.
  • Podéis meter en el equipaje unos prismáticos para que puedan ir descubriendo las aves, las costas a las que os aproximáis y otras curiosidades que ofrece el mar.
  • No olvides involucrarles en la experiencia. Los niños son como esponjas que absorben con gran facilidad los nuevos conceptos y el mar es un lugar maravilloso de aprendizaje. Comparte con ellos algunos tecnicismos de forma divertida, muéstrale las partes del barco e, incluso, asígnales tareas sencillas y dinámicas para involucrarles en la navegación.
  • Es importante que tengáis en cuenta los consejos para evitar el mareo ya que, con un poquito de precaución, es posible evitarles una mala experiencia.

Ahora que ya sabes qué actividades se puede hacer en un barco, en Boatjump estamos convencidos que pasaréis unas vacaciones en familia inolvidables. ¿Ya has elegido el barco que mejor se adapta a vuestras necesidades? Te facilitamos la tarea con nuestro cuestionario personalizado y te contamos cuáles son las ventajas de reservar tu barco con nosotros.

Copy link
Powered by Social Snap