¿Velero, Catamarán, Yate o Goleta?

¡Hola navegantes!

En este post vamos a comparar las diferentes embarcaciones disponibles para alquilar. ¿Nuestro objetivo? Ayudarte a encontrar el barco que mejor se juste a tus requisitos.

¡Allá vamos!

  • Velero: Es el más económico. ¿A qué se debe? Principalmente a que tiene capacidad para menos personas, de hecho, es la opción perfecta para grupos de 6 personas o menos. Por otro lado, el velero es más rápido navegando a vela y, por lo tanto, más deportivo, utilizando el viento como forma de propulsión. En cuanto al amarre, gracias a su tamaño resulta más sencillo encontrar hueco en el puerto y el coste es menor. Y, en referencia a la estabilidad del barco, los veleros se pueden llegar a inclinar hasta 25 grados.

¿Dónde podemos alquilar veleros? Los veleros están disponibles para alquilar en todo el Mediterráneo.

CONTACTAR CON UN ASESOR

 

  • Catamarán: es más estable y amplio, lo que lo convierte en una opción destacable en cuanto a comodidad, ya que dispone de un salón central amplio y de cabinas más espaciosas, por lo que resulta ideal para grupos de 8 personas. El catamarán permite fondear en sitios menos profundos por tener menor calado, además que su estructura es más estable que la del velero, puesto que viene a ser dos veleros juntos. Otro aspecto a destacar es que esta estructura aporta algo de privacidad. El amarre es más caro que el de un velero, puesto que paga el espacio de un casco por dos. En cuanto a la estabilidad del barco, los catamaranes rara vez se inclinan y si lo hacen, será en 5 grados como máximo. Si en vuestro grupo hay personas que se marean, en un catamarán notarán menos el movimiento, a excepción del primer día que es inevitable percibirlo con más intensidad. El control de los catamaranes es mayor que el de un velero: puede hacer un giro de hasta 360 grados.

¿Dónde podemos alquilar catamaranes? Los catamaranes están disponibles para alquilar en todo el Mediterráneo.

CONTACTAR CON UN ASESOR

  • Yate: el yate es la embarcación más lujosa de todas y también la más rápida con diferencia, es por ello que si alquilas un yate podrás recorrer distancias más grandes y, por tanto, visitar más lugares distintos. Pero esto también lo convierte en la opción más cara, entre otras cosas porque es a motor y no a vela. Eso si, aunque los yates tienen menos cantidad de camarotes, estos son más grandes y espaciosos. Si te decides por esta opción, contarás con tripulación a bordo que hará tu estancia más cómoda y agradable. Además, este tipo de barcos suelen tener estabilizadores, por lo que en caso de tengas predisposición a marearte, lo harás en menor medida.

¿Dónde podemos alquilar yates? Los yates están disponibles para alquilar en todo el Mediterráneo.

CONTACTAR CON UN ASESOR

 

  • Goleta: cuentan con un espacio muy amplio, pues son más anchas y largas que los veleros, lo que significa que cuentan con mayor capacidad de alojamiento y mayor estabilidad. La goleta es ideal para grupos grandes y recorrer grandes distancias.
    En este tipo de embarcaciones contarás con los servicios de un patrón, un/a azafato/a y un/a chef para que disfrutes de la semana sin ningún tipo de preocupación, solo la de disfrutar.

¿Dónde podemos alquilar una goleta? Las goletas están disponibles para alquilar en Turquía, Croacia Y Grecia.

CONTACTAR CON UN ASESOR

 

A modo de resumen, cuándo estés en proceso de elección del tipo de barco, no olvides hacerte estas preguntas:

– ¿Cuántas personas seremos? El número de personas es clave para saber cuántos camarotes vamos a necesitar, cuántos baños, qué tamaño de mesa es mejor para que disfrutemos de los desayunos y comidas a bordo, etc. Lo más aconsejable es buscar una medida de barco en la que nos sintamos cómodos, ya que la sensación de no tener espacio no es agradable.

– ¿Qué nivel de privacidad buscamos? A todos nos gusta contar con ciertos momentos de privacidad, por lo que será importante tener en cuenta esto si vamos con otros familiares o amigos.

– ¿Cuál es la profundidad de los lugares que vamos a fondear? Es importante tener muy presente la profundidad de los lugares que queremos fondear, para tener en cuenta un tipo de barco u otro.

– ¿Somos susceptibles a marearnos a bordo de un barco? Pese a que es un mal que podemos mitigar con determinados fármacos, para algunas personas la estabilidad que aporta el barco es un factor clave a la hora de elegir el tipo de barco.

– ¿Nos gusta más la navegación a vela o a motor? Hay clientes que priorizan el disfrute de la navegación a vela mientras que para otros este factor no es tan relevante.

– ¿Qué presupuesto tenemos para el alquiler de nuestra semana en barco? En Boatjump podrás encontrar barcos para todos los bolsillos y nuestros asesores náuticos estarán encantados de escuchar tus prioridades y encontrar tu barco ideal.

 

QUIERO RECIBIR ASESORAMIENTO

 

Esperamos que os haya servido de ayuda. Nos vemos en el próximo post y… ¡Buena mar!

Copy link
Powered by Social Snap